Valió la pena. Una vida entre diplomáticos y espías. Jorge Dezcallar

Autor: Jorge Dezcallar

Número de páginas: 479 págs. 

Encuadernación: tapa blanda

Editorial: Península -Grupo Planeta-

Lengua: castellano

ISBN: 978-84-9942-449-1

Este libro desprende cuantiosas reflexiones sobre el desarrollo y el progreso de la política exterior española, resultantes de las memorias de Jorge Dezcallar. Para ello, desvela los argumentos que le llevaron a adoptar ciertas decisiones durante su carrera diplomática. El lenguaje y el ritmo de la narración es relajado, lo que genera una lectura asequible y agradable. Este conjunto de memorias se estructura en once capítulos que acogen experiencias y etapas concretas de su dilatado recorrido profesional, pero no guardan un estricto orden cronológico. 

El surgimiento del interés de Jorge Dezcallar en la diplomacia se remonta a muchos años atrás. Desde que la razón inundó su persona, se vio estrechamente enamorado de las escrituras de Emilio Salgari y completamente atraído por las anécdotas que escuchaba narrar al embajador Guillermo Nadal, quien concretamente era su tío. Estas circunstancias le concedieron la avidez de dedicar su vida a esta enfrascada carrera que es la diplomacia. 

Se le encomendaron responsabilidades en numerosos destinos, su trayectoria nunca tuvo un escenario fijo. Cada rumbo le brindó el privilegio de codearse con personajes célebres como Arafat, Gadafi, Bourguiba o Chávez, así como construyó en él recuerdos que contribuyeron a moldear su identidad. Estas experiencias recogen desde la cercana vivencia de la muerte de Juan Pablo II en Roma, hasta el despertar en Washington tras la victoria del primer Presidente negro de la historia de Estados Unidos, Barack Obama.

Durante su ciclo en el Ministerio de Asuntos Exteriores, como cabeza de la Dirección General de Política Exterior para África y Medio Oriente, estableció relaciones diplomáticas entre Israel y España, lo que suscitó el respeto de los implicados en el conflicto.   

Los intereses de Marruecos siempre han sido contrarios a los de España en cuestiones como el narcotráfico, la inmigración, Ceuta y Melilla, la demarcación del océano Atlántico y el mar Mediterráneo, y el conflicto del Sáhara Occidental, entre muchas otras. Por esta razón, considera que las relaciones bilaterales con este país son complicadas, y recuerda su etapa en Rabat como un arduo periodo de tiempo.

Una interrupción de su carrera diplomática fue el periodo en el que dirigió los servicios de inteligencia, con el fin de pulirlos y adecuarlos a los ideales de un Estado de derecho. En este lapso se produjo la muerte de los agentes del CNI destinados en Iraq, a los que el autor ofrece su máxima conmemoración. Asimismo sucedieron tres acontecimientos muy relevantes históricamente hablando: la actuación de Estados Unidos en Iraq, los ataques del 11 de septiembre y el atentando del 11 de marzo. Dezcallar revela el asentado desacuerdo entre el entonces presidente del Gobierno de España, José María Aznar, y el CNI, correspondiente con el terrorismo y la guerra en Iraq. Aznar respaldaba la perspectiva militarista estadounidense, mientras que el CNI desamparaba la tenencia de armas de destrucción masiva en la región donde nació la escritura. 

Esta coyuntura sugirió su nombre como uno de los responsables de la ocultación y manipulación que resultó tras el ataque terrorista del 11 de marzo de 2004, que embarraba la verdadera autoría de la masacre. Esta situación provocó su dimisión. Es cierto que en el primer momento de la investigación del CNI, la culpabilidad parecía apuntar a ETA, pero según transcurría el tiempo, las pesquisas señalaban más convincentemente a una cédula terrorista de tipo yihadista. A pesar de ello, el Gobierno informó erróneamente de la autoría a los directores de los principales diarios españoles y a los corresponsales de medios internacionales. 

Como se ha mencionado en la introducción de esta reseña, la actividad de Dezcallar en Estados Unidos y en Roma constituyen la ultima parte de su libro. Las líneas dedicadas a las cuestiones de la Santa Iglesia aportan razones explicativas sobre la actuación española en relación con la Iglesia Católica y sobre diversos encuentros, anécdotas y acontecimientos como la muerte de Juan Pablo II y la posterior elección de Benedicto XVI. Por otra parte, la dirección del autor al hablar de su paso por Washington se ha orientado hacia la descripción de acontecimientos, como la convención de los demócratas o la elección de Obama, así como las dificultades y desencuentros de Zapatero con George Bush, y la consecuente y fragosa retirada de las tropas destinadas en Iraq, que derivaron en que España se convirtiera en un aliado el que no confiar. Además, España tenía un papel menor en el país debido a la escasez de medios que sufría y a la damnificada y desgastada imagen que presentaba debido a las consecuencias de la recesión económica. Asimismo, Dezcallar recalca la significación de la entrada en el G-20 por parte de España.

A modo de conclusión, Dezcallar considera que la política exterior ha contribuido muy positivamente a la Transición española, pero insiste en el inexistente agradecimiento que ha recibido del Ministerio de Asuntos Exteriores por su larga trayectoria sirviendo a España. En lo que atañe a las relaciones internacionales, el autor afirma que se están transformando constantemente en una sociedad de la información plenamente tecnológica, lo que a su parecer damnifica la práctica de las funciones diplomáticas más tradicionales.

Como opinión plenamente personal quiero añadir que este libro me ha parecido una narración biográfica muy detallada y honesta que incluye múltiples anécdotas, lo que facilita su lectura y supone una muy buena opción para empezar a conocer la realidad y las ideas elementales de la política exterior y las relaciones exteriores de un país, concretamente las de España. Dezcallar ha escogió una forma y disposición del tiempo un tanto caótica o desordenada, lo que consigue un acercamiento muy acertado entre el autor y el lector, pues este último podría estar conociendo las anécdotas y experiencias de un familiar, un amigo o una persona cercana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s