El exministro del Interior español, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha fallecido tras sufrir un ictus. ¿Qué es? ¿Cuáles son sus síntomas? ¿Qué puede provocarlo? ¿Tiene tratamiento?

El exministro del Interior y exsecretario general del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), Alfredo Pérez Rubalcaba, sufrió un ictus durante la tarde del miércoles 8 de mayo y falleció el día 10.

Un ictus, que significa golpe o choque en latín, es una palabra que se utiliza de manera genérica para referirse a un infarto cerebral, un accidente cerebrovascular y otros trastornos relacionados con este órgano. Estas enfermedades pueden ser desde hemorragia cerebral hasta ataques isquémicos transitorios, pasando por los trombos, las embolias cerebrales o hemodinámico (por hipotensión arterial).

El cerebro es el centro de control de nuestro cuerpo y al igual que el resto, necesita sangre para funcionar. Si se corta de forma súbita el riego sanguíneo del cerebro es cuando se produce un ictus. Además, provoca una serie de síntomas que, si se detectan a tiempo, pueden salvar la vida del paciente: cada minuto que pasa sin que este sea atendido, se reducen las posibilidades del enfermo de recuperarse.

El tiempo en que se atiende al paciente no solo es vital para que pueda recuperarse sino también para evitar las posibles secuelas que puedan quedar tras el accidente cerebral.

Síntomas

Los síntomas más destacados y que ayudarán a cualquier persona a detectar un ictus son tres: sonrisa de lado (o parálisis de la mitad del cuerpo), dificultad o incoherencias en el habla y también para caminar o moverse. Estos son los signos principales, pero otro síntoma que puede llamar también la atención es si el paciente manifiesta alteraciones visuales, es decir, si hay una perdida brusca de la visión en los ojos (ven solo la mitad por cada ojo). También un dolor intenso de cabeza, debilidad muscular, mareos y desequilibrio son síntomas de infarto cerebral.

Si se duda sobre si el paciente está teniendo un ictus o no, hay varias pruebas que pueden dar una idea de lo que está sucediendo:

Subir los brazos. Si el paciente no puede subir uno de los brazos hacia el frente o si uno queda más bajo que el otro, esto puede ser un síntoma. Pero el signo más claro es si uno de los brazos cae.

La sonrisa. Pedir al paciente que sonría sirve para ver si hay parálisis en una de las mitades del cerebro. Si un lado de los labios no se levanta o no puede moverlos, es un indicativo de ictus.

Repetir una frase. Pedir al paciente que repita una frase sencilla y coherente pueden ayudar a detectar un ictus, en el caso de que le cueste repetirla, no hay que dudar.

¿Dónde estás? ¿En qué año estamos? Las preguntas sencillas también pueden ayudar a detectar un accidente cerebral, si no saben responder a este tipo de preguntas puede tratarse de un ictus.

Lo más importante es mantener la calma y si se dan los síntomas llamar al 112 para explicar lo que le sucede al paciente. Con las indicaciones de Emergencias sabremos más del estado del enfermo y si es necesario enviarán una ambulancia a recogerlo lo antes posible.

Posibles causas

Además de los desencadenantes, hay ciertas características que aumentan el riesgo de ictus

Hay varios posibles desencadenantes que pueden provocar un ictus. Los principales son a arterioesclerosis, el trastornos del ritmo cardíaco como la fibrilación auricular; la hipertensión arterial (HTA) o el colesterol LDL alto.

Por otra parte, hay otras características que pueden aumentar el riesgo de padecer un ictus. Entre los principales se encuentra la edad (ser mayor de 55 años), el género (primera causa más frecuente de muerte en mujeres y segunda en hombres); el uso de anticonceptivos orales, el tabaquismo y la drogadicción. Además, las personas con migrañas son más propensas a este tipo de accidentes en el cerebro y también aquellos pacientes que tienen antecedentes familiares de ictus. También aumentan el riesgo de estos accidentes la obesidad, la inactividad física, el síndrome de la apnea de sueño y la diabetes, según señalan desde EFE Salud.

¿Tiene tratamiento? En el caso de Rubalcaba se le ha realizado una operación en la que se ha desecho un trombo, por lo que tenía un infarto cerebral trombótico y esta era la mejor (y más rápida) forma de actuar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s